Los rescatistas han recuperado hasta el momento un total de 22 cadáveres de los escombros del edificio que este lunes se derrumbó en la ciudad rusa de Magnitogorsk, en la región de los Urales, han informado este miércoles las autoridades rusas.

De momento se desconoce el paradero de otras 22 personas que residían en la sección del edificio de apartamentos de diez plantas que se desplomó presuntamente por una explosión de gas.