Argentina ha notificado este miércoles al Fondo Monetario Internacional su solicitud para iniciar negociaciones sobre un nuevo programa respaldado por el FMI.

El presidente del país, Alberto Fernández, mantuvo una conversación telefónica con la titular del Fondo Monetario Internacional, Kristalina Georgieva, con quien señaló que “pudimos intercambiar ideas sobre lo que pasa, y saber que, sin prisa pero sin pausa, nos podremos poner a trabajar para ordenar el desorden que heredamos”.

“Mi conversación con Kristalina me alienta a pensar que vamos a poder hacerlo con una lógica común, que es la lógica de no postergar a la Argentina y de no hacer sufrir a los que ya mucho han sufrido”, explicó al tiempo que aseguró que, “para poder seguir ordenando estas cosas debemos pedirles a los empresarios que sigan confiando en el país, que sigan creyendo en que el país que tantas veces ha caído sabrá levantarse otras tantas veces”.

En ese sentido, afirmó que “la Argentina salió del pozo de los deudores intratables, y el mundo nos hace saber que no va a postergar ninguna de estas inversiones ni el trabajo de nadie”.

Por su parte, Georgieva apuntó que “hablamos de los importantes desafíos que enfrenta Argentina, incluso debido a la pandemia mundial, y las prioridades del gobierno argentino de cara al futuro, en particular la necesidad de revitalizar la economía y seguir protegiendo a los más vulnerables”.

“Esperamos profundizar nuestro diálogo sobre cómo podemos apoyar los esfuerzos del gobierno para enfrentar el impacto de la pandemia, impulsar el crecimiento y la creación de empleo, y reducir la pobreza y el desempleo al mismo tiempo que fortalecemos la estabilidad macroeconómica en beneficio de todos los argentinos”, avanzó.