Las dudas se resolverán a través de un correo electrónico específico y el teléfono de atención de la Consejería

La Consejería de Economía, Conocimiento, Universidad y Empresas ha habilitado el correo electrónico comercioinformacioncovid19.ceceu@juntadeandalucia.es para responder cualquier duda o consulta en materia de comercio sobre la normativa que se aplica en el actual estado de alarma decretado por el Gobierno central el pasado 14 de marzo a causa de la crisis sanitaria del Covid-19.

Este buzón de consulta está dirigido tanto a la ciudadanía en general como a los profesionales del sector y se complementa con el teléfono de atención a la ciudadanía de la Consejería de Economía (955 06 39 10).

Ambos servicios tienen como objetivo dar respuesta a las posibles preguntas que pueden surgir a raíz de la aplicación de las normas estatales y autonómicas reguladoras del cierre de establecimientos comerciales dictadas durante esta situación excepcional. Las primeras consultas están relacionadas con la apertura o cierre de determinados comercios, con el desarrollo de la actividad durante este periodo de suspensión y con las recomendaciones a seguir.

Con carácter general, se ordena la suspensión de la actividad comercial minorista en toda Andalucía, a excepción de los establecimientos comerciales de alimentación, productos y bienes de primera necesidad, entre los que se incluyen el comercio al por menor de productos alimenticios, bebidas y tabaco, el de combustible para la automoción, el de equipos para las tecnologías de la información y las comunicaciones, el de papelería y prensa o el comercio al por menor por correspondencia o internet, entre otros. Igualmente, se permite la venta automática.

En el caso de equipamientos comerciales colectivos, tales como mercados municipales, centros, parques y galerías comerciales, queda igualmente suspendida la actividad de aquellos establecimientos integrados en los mismos que vendan productos no autorizados. Del mismo modo, los establecimientos y superficies comerciales estarán obligados a delimitar claramente los espacios accesibles al público dedicados a la venta de productos y servicios permitidos.

La permanencia en los establecimientos comerciales cuya apertura esté autorizada deberá ser la estrictamente necesaria para que los consumidores puedan realizar la adquisición de alimentos y productos de primera necesidad, quedando suspendida la posibilidad de consumo de productos en los propios establecimientos. En todo caso, se evitarán aglomeraciones y se controlará que consumidores y empleados mantengan la distancia de seguridad establecida a fin de evitar posibles contagios.

Para asegurar el correcto abastecimiento de los establecimientos comerciales de alimentación y bienes de primera necesidad se suspenden las limitaciones y las restricciones establecidas por los ayuntamientos de la comunidad autónoma de Andalucía relacionadas con la circulación o la descarga de camiones de abastecimiento de mercancías bajo parámetros de tonelaje en función de ciertos horarios o bien en función de determinadas áreas o zonas.