woman-690036_640-1-439x246Una normativa obliga a que los consejos de administración de las 200 mayores empresas alemanas cuenten al menos con un 30% de presencia femenina

En Alemania ha entrado en vigor la ley que establece una cuota de género mediante la cual el 30% de los consejos de administración de las 200 mayores empresas del país tiene que estar integrado por mujeres. Asimismo, a otras 3.500 empresas con menos de 2.000 empleados, la normativa les obliga a dar cuenta de sus propósitos en materia de participación femenina en la dirección de la compañía.

A pesar de la buena voluntad del país, la norma tiene defectos que ya han adelantado los expertos, como que no hay sanciones para quien la incumpla.

Noruega fue el primer país que impulsó una cuota de género en 2003 al exigir que un 40% de las compañías que cotizaban en bolsa estuviera integrado por mujeres.