Al menos diez personas han muerto, entre ellos un policía, en un ataque armado contra la iglesia de Mar Mina, en el barrio de Heluán, al sureste de El Cairo, según informa Efe.

Uno de los dos atacantes fue abatido por las fuerzas de seguridad, mientras que el segundo fue detenido poco después y resultó herido durante la persecución, tras haber huido del lugar del ataque, según la fuente.

Según el Ministerio de Interior, “el terrorista quería atravesar el cordón de seguridad disparando, para luego detonar el artefacto explosivo cerca de la iglesia, con el fin de provocar el mayor número posible de víctimas”.

En la acción, también cuatro personas resultaron heridas, entre ellas un uniformado, y todas ellas fueron trasladadas al hospital.

Asimismo, Interior informó de la muerte de dos hombres a manos del mismo atacante, que disparó contra un comercio en la zona de Atlas, también en Heluán.

La nota no especificó si los dos ataques están relacionados y si la tienda asaltada es propiedad de un cristiano o está vinculada de alguna forma a esta comunidad.