Al menos 180 personas han muerto y más de siete millones se han visto perjudicadas a causa de las inundaciones provocadas por el monzón en India, Nepal y Bangladesh. El estado de Assam, en el noreste del país de India, ha sido el más afectado.

Concretamente, un total de 82 personas han muerto en India y 4,3 millones de personas se han desplazado de sus hogares en apenas diez días; mientras, en Nepal, al menos 78 personas han muerto y 32 han desaparecido, y en Bangladesh, cinco personas han muerto ahogados y 190.000 personas han tenido que desplazarse.

Foto: OIM