El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha participado en la Reunión Ministerial de la Conferencia Internacional de Ayuda a las Víctimas del Terrorismo, que se ha celebrado en la sede de la UNESCO en París. Es la primera actividad de su viaje a la capital francesa, a la que seguirá una reunión mañana con su homólogo francés, Bruno Le Roux, para abordar temas relacionados con la lucha contra el terrorismo y el narcotráfico, así como la cooperación en asuntos migratorios en el ámbito de la Unión Europea.

PARIS, 09/01/2017.- Fotografía facilitada por la UNESCO del ministro del Interior español, Juan Ignacio Zoido.

Ante el foro de la UNESCO, Zoido ha pronunciado un discurso en el que ha reivindicado la necesidad de “trabajar desde ya en la elaboración del Estatuto Jurídico Internacional de las Víctimas del Terrorismo, en el marco de Naciones Unidas, que regule un conjunto de derechos para las víctimas y de obligaciones internacionales para los Estados”. En su opinión, este estatuto supondría un compromiso global con los principios de memoria, dignidad, justicia y verdad. “Para ello -ha afirmado-, ofrezco la experiencia y visión de las instituciones del Estado español y de la sociedad civil, fundamentalmente, las asociaciones y fundaciones de víctimas del terrorismo españolas”.

El ministro del Interior ha expuesto que un “magnífico” documento base para elaborar el Estatuto Jurídico Internacional de las Víctimas del Terrorismo sería el borrador de Carta Europea de Derechos de las Víctimas del Terrorismo, que España entregó el 13 de diciembre de 2015 a Dimitris Avramópulos, actual comisario europeo de Migración, Asuntos Internos y Ciudadanía.

En su intervención, el ministro del Interior ha propuesto también que, bajo la coordinación de la Unión Europea o del Consejo de Europa, se cree una red de autoridades o unidades administrativas competentes en cada país de la asistencia a víctimas, para coordinar la información y atención a las víctimas cuando los afectados sean de distintas nacionalidades, algo que es habitual.