Ford ha mostrado al público europeo por primera vez el nuevo y más potente Ford Mustang, el polivalente EcoSport y el nuevo Tourneo Custom en el Salón del Automóvil de Frankfurt 2017, en Alemania. A estos modelos, les acompaña el nuevo Ranger Black Edition -limitado a solo 2.500 unidades-, que también se podrá ver por primera vez.

Ford va a exhibir su diversa gama de producto europea en Frankfurt, desde la nueva versión del Ford Fiesta hasta el exclusivo Ford GT, con su edición limitada a 1.000 unidades a lo largo de cuatro años de producción y que se exhibirá en la recientemente anunciada edición ’67 Heritage.

“La variedad de nuestra gama de producto permite a Ford democratizar innovaciones y sofisticadas tecnologías, haciéndolas llegar a usuarios de cualquier tipo de vehículo. Nuestra investigación para los controles y pantallas de un supercoche de ultra altas prestaciones como el Ford GT ha influido sobre la pantalla digital de 12 pulgadas de nuestro nuevo Ford Mustang o la distribución ergonómica de los controles del nuevo EcoSport”, ha asegurado Steven Armstrong, presidente de Ford Europa, Oriente Medio y África.

Alemania es un importante centro de investigación, diseño y fabricación para Ford. La primera piedra de las instalaciones de fabricación de la compañía en Colonia –donde se fabrica el nuevo Fiesta actualmente- fue colocada en 1930. Colonia es también sede de los centros de Diseño y Desarrollo de producto de Ford.

La planta de producción de Ford en Saarlouis (Alemania), donde se fabrican el Focus, el C-MAX y el Grand C-MAX, alcanzó el año pasado su unidad 14 millones. El único centro de Investigación e Ingeniería Avanzada de la compañía fuera de Estados Unidos está en Aachen (Alemania).

Más estilizado, más rápido y más avanzado tecnológicamente. El nuevo Ford Mustang para Europa cuenta con un diseño atlético, sofisticadas mejoras de motor y suspensión y especificaciones avanzadas de ayuda al conductor. Ford ha vendido casi 30.000 unidades de Ford Mustang en Europa desde que el icónico deportivo saliese a la venta en el continente por primera vez en 50 años, a principios de 2015.

El diseño potente e instantáneamente reconocible del Mustang cuenta ahora con un perfil de capó más bajo y un frontal más agresivo. El diseño trasero ha sido mejorado gracias a un paragolpes remodelado y el añadido de un elemento difusor.

Las prestaciones y experiencia de conducción del Mustang se han mejorado con un motor v8 5.0 litros de Ford que, se calcula, alcanzará 450 CV. Tanto el motor V8 5.0 litros como el EcoBoost 2.3 litros 290 CV están disponibles con una transmisión automática de 10 velocidades que utilizar configuración de marchas adaptativa en tiempo real que permite unas mejores eficiencias de combustible* y aceleración.

“Normalmente, cuando cambias de marcha, pierdes tiempo”, cuenta Matthias Tonn, ingeniero jefe de programa Mustang de Ford Europa. “La nueva transmisión de 10 velocidades del Mustang permite al motor alcanzar un par y potencia punta mientras aumentas de marcha, lo que permite una aceleración más rápida y un rendimiento más fluido. Esperamos que este resulte ser nuestro Ford Mustang con aceleración más rápida hasta la fecha”.

Un nuevo Sistema de Amortiguación MagneRide opcional puede enviar una veloz respuesta ante un cambio en las condiciones de carretera, y dos nuevos modos de conducción configurables –el modo Drag Strip y el My Mode personalizable- se unen a los modos Normal, Deportivo, Circuito y Nieve. La tecnología de válvula activa en el silencioso del escape incluye un innovador modo “Buen Vecino”, que puede limitar automáticamente el nivel de ruido del tubo de escape para evitar molestar a los vecinos. Con el modo Drag Strip activado, Ford espera que el nuevo Mustang 5.0 litros V8 sea la versión de este modelo con aceleración más rápida, con una previsión de 0-97 km/h en menos de 4 segundos, unos tiempos que hace no mucho estaban reservados a los supercoches más exóticos.

Las nuevas tecnologías de ayuda al conductor del Mustang incluyen el Asistente Precolisión con Detección de Peatones, el Control de Crucero Adaptativo, la Alerta de Distancia, el Aviso de Abandono de Carril y la Alerta de Mantenimiento de Carril. También está disponible una pantalla LCD totalmente digital de 12 pulgadas, mientras que el sistema de comunicaciones y entretenimiento SYNC 3 de Ford –compatible con Apple CarPlay y Android Auto- puede ser controlado por comandos naturales de voz y utilizando gestos de ampliar y arrastrar (como en un smartphone) en la pantalla central táctil de