El Departamento de Salud del Gobierno Vasco ha inmovilizado en Bizkaia una partida de 20.000 unidades de huevo líquido pasteurizado contaminada con fipronil procedente de Francia. Ésta es la primera partida de productos contaminados por el insecticida de la que se tiene constancia en España.

Una vez recibido el aviso, los servicios de inspección del Departamento de Salud procedieron durante la tarde de ayer viernes a la inmovilización de la partida contaminada y evitaron que entrara en ningún proceso de fabricación de productos, “eliminando cualquier tipo de riesgo para la salud pública”.

El Departamento de Salud del Gobierno Vasco ha informado de que en los próximos días procederá a la destrucción de esta partida de huevos contaminada y que mantiene activados todos los dispositivos de vigilancia por esta alerta.

Además del caso registrado en Bizkaia, solo se han encontrado trazas de fipronil en cuatro países, Holanda, Bélgica, Alemania y Francia. Sin embargo, en los otros doce países europeos y Hong Kong, que recibieron huevos procedentes de las granjas afectadas, no se ha confirmado la presencia del pesticida.

Después de que los sistemas de alerta de seguridad alimentaria en la UE se hayan puesto en entredicho por este caso, Bruselas ha convocado una reunión para abordar el tema.

Los expertos aseguran que no existe peligro para la población, ya que para que hubiera intoxicación una persona tendría que consumir miles de huevos contaminados durante toda su vida y que es más una cuestión de fraude legal, ya que el uso del fipronil está prohibido en la cadena alimentaria.