El proceso encaminado a resolver la compleja situación política en Libia ha avanzado de forma alentadora durante las últimas negociaciones entre la partes en Marruecos, según resaltó el enviado de la ONU para Libia, Bernardino León.

Después de largas horas de conversaciones, León explicó a los periodistas que se había logrado un consenso en torno a los principales elementos que se discutían y se mostró confiado en que tanto la Cámara de Representantes como el Congreso General Nacional respaldarán el texto consensuado en los próximos días.

El enviado de la ONU destacó que los representantes de las partes enfrentadas habían logrado poner el interés del país por encima de sus reivindicaciones partidistas y remarcó el domingo, al dar cuenta del resultado de las negociaciones, que “era un día muy importante para Libia”.

Bernardino León explicó que el texto ahora será estudiado por las partes con más detenimiento y se espera que antes del miércoles presenten los nombres de sus candidatos para formar parte de un gobierno de unidad nacional. El objetivo es concluir este proceso para el 20 de septiembre.

“Sabemos que va a ser difícil, que va a requerír mucho trabajo , pero pensamos que es posible lograr el plazo fijado del 20 de septiembre con un acuerdo para firmar”, subrayó Bernardino León.